El trágico final de algunas supermodelos, 1ªparte: Gia Carangi

Gia CarangiHola amigos! Retomo el blog en plenas vacaciones para comenzar una nueva sección: el trágico final de algunas supermodelos. Y por supuesto, tengo que empezar con la más trágica de las historias de modelos (que yo conozco): Gia.
  

Gia Carangi


Nació el 29 de enero de 1960 en Philadelphia. En 1978,  cuando tenía 18 años, se trasladó a  Nueva York para empezar su carrera en el mundo de la moda. Al principio no tuvo éxito porque no cumplía con prototipo estandarizado de la época: chica rubia, ojos claros y piel de porcelana; pero gracias a su agente Wilhelmina Cooper, consiguió en 6 meses convertirse en una de las modelos más cotizadas del mundo. 





Gia CarangiEse mismo año, apareció en su primer gran reportaje, fue para la revista Vogue, con el famoso fotógrafo Chris von Wangenheim. Allí conoció a la que sería el gran amor de su vida, Sandy Linter, que trabajaba de maquilladora.  La sexualidad de Gia siempre fue un asunto controvertido, algunos dicen que era bisexual y otros opinan que era lesbiana. Lo que si parece claro es que sus principales amores fueron mujeres.
En aquella época los fotógrafos de moda más importantes querían trabajar con ella, aparecía en las portadas de Vogue, Glamour, Cosmopolitan, ... Fue imagen de Giorgio Armani y de otros grandes diseñadores.
Frecuentaba Studio 54 y The Mudd Club. Lugares donde convivían las drogas, música, alcohol y celebridades, Gia comienzó entonces a consumir habitualmente cocaína y poco a poco se hace adicta a esta y otras sustancias.

Gia CarangiPronto las drogas empezaron a interferir gravemente en su trabajo. Seguía manteniendo su belleza, pero se pasaba el día drogada y deprimida. 
En marzo de 1980 murió de cáncer su agente, Wilhelmina Cooper, a quien se sentía muy unida, fue un duró golpe para Gia, que aún la hundió más en el oscuro mundo de las drogas.

En noviembre de 1980 saltó el escándalo debido a un reportaje para Vogue: en los brazos de Gia se apreciaban marcas de pinchazos.  El gran público se enteró así de su adicción a la heroína. Esto fue un golpe mortal para su carrera. Además las drogas volvieron a Gia cada vez más intratable y conflictiva. Llegaba drogada en las sesiones, gritaba a los fotográfos, agredía a los asistentes, etc.

Gia Carangi
Eileen Ford, quien en esos días la representaba,  la despidió de la agencia por su falta de profesionalidad. Un año después, Gia acude a un programa de desintoxicación de 21 días y comenza a salir con a Elyssa Golden.
La familia de Gia, sospechaba de los problemas de drogas que tenía su nueva pareja; pronto Gia recaía de nueva cuenta a sus adicciones. Ese año su amigo el fotógrafo Chris von Wangenheim moría en un accidente de coche, cuando Gia se entera del fallecimiento de su amigo, se encerró en el baño durante mucho tiempo para inyectarse heroína. Para el otoño de ese mismo año, el aspecto de Gia había empeorado, se le veía demacrada; sin embargo decidió regresar al mundo de la moda.y contacta a Monique Pillard, quien era la responsable de Elite.


Gia Carangi
Por segunda ocasión, Gia acudió a un programa de desintoxicación, pero no lo continúo. Por ello nadie la contrataba y fue despedida de Elite, desesperada acude con su buen amigo Francesco Scavullo, quien de regalo le da una portada en la revista “Cosmopolitan” en el invierno de 1982, la última de su carrera.
En América nadie quería contratarla, sin embargo en Alemania estaban dispuestos a pagar 10.000 marcos por una sesión fotográfica; en diciembre de 1983 serían su ultima aparición en una revista de moda.

Después fue detenida por posesión de drogas en Sudáfrica lo que terminó por dinamitar su carrera. Su familia la presionó para que se sometiera a otro tratamiento para dejar las drogas. Tras terminarlo, regresó a Philadelphia, donde comenzó a tomar clases de cine y fotografía, buscando iniciar una nueva vida detrás de las cámaras. Pero duró poco: tres meses más tarde y con dinero que le robó a su madre, se fue con su vieja amiga Elyssa Golden a Atlantic City. Volvió a la heroína, se prostituyó y fue violada en varias ocasiones,  entonces estaba muy enferma, su madre la ingresó en el Hospital de Norristown, Pensilvania.
Gia Carangi

Gia fue ingresada por un cuadro de neumonía, pero la enfermedad que lo había generado era el VIH, por lo que es trasladada al Hospital Universitario de Hahneman, en Philadelphia. Su madre permaneció a su lado en todo momento.
En sus últimos días de vida, pensaba hacer un vídeo  para los niños se informaran de todo el mal que causaban las drogas, sin embargo, nunca lo pudo realizar.

Gia murió el 18 de noviembre de 1986, a las 10 de la mañana. Fue la primera mujer famosa en morir de SIDA. Nadie de la industria de la moda acudió a despedirla.


Gia Marie Carangi fue una de las primeras supermodelos, con su trabajo marcó el camino que luego seguirían Elle MacPherson y sobre todo Cindy Crawford, con la que guarda un parecido físico increíble. (A Cindy en sus inicios la apodaban "Baby Gia").



Es un claro ejemplo de que ni la fama, ni el dinero, ni la belleza dan la felicidad. Gia lo tuvo todo, pero vivía en un mundo lleno de artificialidad y falsedades, y la droga acabó prematuramente con su exitosa carrera.  Fue demasiado para esta chica, que con solo 19 años consiguió la fama mundial.

En 1998 se estrenó la película para la televisión titulada Gia con Angelina Jolie en el papel de la modelo. No es una gran película, pero es interesante, os la recomiendo.



Fuentes:
http://sonfamosos.com
http://es.wikipedia.org
http://mujeres-riot.webcindario.com/
http://keikai.blogspot.com
Patricia Martín Zurro

No seas egoísta, comparte!

Sobre Patri Caos

Apasionada del cine clásico y devoradora de series. Me encantan las curiosidades, lo retro y lo vintage.
    Comentarios en blogger
    Comentarios en Facebook

9 comentarios :

  1. Hola Patri, buen post, no conocia la historia.
    Disfruta de tus vacaciones!

    ResponderEliminar
  2. Buenas Rocío! Es que parece que los medios de la época ocultaron la información, supongo que para que no les salpicara. Hoy en día habrían corrido ríos de tinta.

    Estoy disfrutando de las vacaciones tooodo lo que puedo..aunque ya se va sintiendo el otoño, y eso entristece...qué poco dura lo bueno!

    ResponderEliminar
  3. Es horrible leer cómo las drogas pueden arruinar una vida de esa manera. Me parece muy bien que hagas esta serie, es importante que se conozcan estos casos para advertir a la gente. Un buen ejemplo vale más que mil palabras.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
  4. Es curioso es instinto autodestructivo que tiene el ser humano...

    ResponderEliminar
  5. Que increíble que esta mujer tan bella, famosa, podía tenerlo todo y sin embargo prefirió suicidarse lentamente. Por otra parte, el mundo de la moda es lo infame, sin clase, sin sentimientos, sin piedad, todos lucraron con ella y murió en la soledad mas grande como una callejera.

    ResponderEliminar
  6. ¡¡Que hembra!!, una verdadera belleza, lastima que se fue tan joven, victima de las drogas y todo lo que ellas traen consigo. Es para reflexionar, ¿no les parece?, ¡¡buena vida para todos!!

    ResponderEliminar
  7. Karita, desde luego es muy triste que después de que todos se aprovecharon, muriera sola. Horrible hipogresía del mundo de la moda...

    Abrosor, si que es para reflexionar, y tenemos que aprender de estos casos e intertar que no vuelva a pasar. Buena vida para ti también!

    Gracias por comentar amigos!

    ResponderEliminar
  8. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar

Gracias por comentar :)
(he puesto moderación de comentarios temporal para evitar el ataque de spam que he sufrido en los últimos días)